• Fundación Municipal Turismo para Cuenca

Visita el Museo de Antigüedades “Zoila Quezada” y revive la cotidianidad de una familia cuencana


En la calle Lamar 21-45 y Convención del 45 está ubicado el Museo de Antigüedades “Zoila Quezada”. En esta antigua casa patrimonial se exhiben cientos de piezas recopiladas por la Sra. Zoila Quezada y su hijo Juan Pablo Flores Quezada, durante varias décadas.


El museo tiene varias salas, donde se exhiben piezas utilitarias y decorativas únicas, las cuales, a más de su singular belleza, resaltan el su buen estado de conservación.


En la primera sala se puede observar relojes americanos y alemanes que datan desde 1890, piezas de arqueología, teléfonos, vitrolas, megáfonos y máquinas de coser a mano.


También tiene lámparas italianas, colecciones de juguetes de cuerda de 1890 a 1900, radios y televisores en perfecto funcionamiento. Juan Pablo Flores hijo de Zoila Quezada, ya fallecida, es el restaurador de las piezas que se exhiben en su museo, tarea que aprendió por su amor a la conservación de objetos.


En otra sala de esta casa patrimonial, se recrea un ambiente de la cocina tradicional, donde se exhibe la hornilla original que utilizaba. Zoila Quezada. Según cuentan sus hijos “funcionaba a kérex y la compraron hace muchos años en los almacenes de Juan Eljuri”.

En la muestra se observan ollas antiguas en perfecto estado y son las misma que utilizaba Zoila para la cocción diaria de alimentos. Este espacio también conserva una colección de vajillas antiguas y todo tipo de utensilios de cocina.


La casa tiene una sección de imágenes religiosas propiedad de Zoila Quezada. Todas permanecen en exhibición y algunas han sido vendidas a visitantes nacionales e internacionales.


La casa museo que tiene dos frentes, el uno hacia la calle Lamar y el otro hacia la Gran Colombia, abre sus puertas de lunes a viernes de 08h00 a 12h00 y de 15h00 a 17h00. Ruth Flores también descendiente de Zoila Quezada, es la responsable de recibir a los consumidores locales, turistas y visitantes.


El ingreso tiene un valor de un dólar para niños y dos dólares para adultos. Los fondos recaudados se destinan en parte al tratamiento de niños con cáncer y la otra mitad para el mantenimiento del espacio.


Sin duda espacios como estos, alimentan la oferta turística de Cuenca ¡el destino bioseguro del Ecuador!


COMUNICACIÓN FMTPC

63 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo